Réplica al artículo “El seguidor de Jesús no puede ser chavista”

Leí con algo de perplejidad el artículo del señor López en el cual, por decirlo de alguna manera, excomulga a los chavistas de la práctica cristiana, y de todas las religiones que de allí se derivan, sólo por ser chavistas. Él presenta una serie de argumentaciones políticas basadas en su visión del país en donde, según él es sólo del lado del gobierno, y de las pocas personas que lo dirigen, es en donde se encuentra la culpa de todo lo que nos pasa, y que el resto de los millones de personas que habitan este país no tienen responsabilidad alguna, y son víctimas de una presunta dictadura, pero ese es otro tema, mejor hablamos de Jesús de Nazaret.

Hubiese sido aceptable que el señor López condenara el presunto intento por deificar a Hugo Chávez Frías, eso es aceptable aunque discutible, pero rechazo el que se pretenda condenar públicamente al seguidor de una ideología política, y tergiversar su fe. Será que debemos condenar o excomulgar a quienes están cerrando vías, practicado las llamadas guarimbas?. Porque esa conducta contra el prójimo, tampoco es nada cristiana.

Me toca recomendarle al señor López que aproveche estos días para volver a leer el nuevo testamento, para que conozca de nuevo a Jesús de Nazareth, a ese Jesús lleno de compasión y amoral prójimo, ese que está dispuesto a perdonar y a aceptar a todos los hijos de Dios, porque el señor López debe saber que todos somos hijos de Dios.

Al estudiar la vida de Jesús de Nazaret lo primero que comprendí fue que él está en contra de muchas prácticas y tradiciones del antiguo testamento. Jesús salva a una mujer de ser apedreada, y cómo la salva?, con aquellas celebres palabras: “el que esté libre de pecados, que tire la primera  piedra”. Le pregunto al señor López, será que Usted le hubiese lanzado alguna piedra a la mujer?.

Jesús de Nazaret es tan compasivo que acepta posada de uno de las figuras más despreciadas de aquel momento, de un cobrador de impuestos. La gente de aquel momento se preguntaba por qué Jesús de Nazaret acepta comer con un pecador?, con un ladrón?, con un chavista, diría el señor López?. Algo similar ocurre con aquel centurión que pidiéndole ayuda a Jesús de Nazaret le dijo: “no soy digno de que entres en mi casa, pero una palabra tuya bastará para sanarme”. El mensaje de aquellas parábolas es claro, creo yo, eran figuras políticas despreciadas, y Jesús de Nazaret los aceptó.

Pero, el mejor ejemplo de la compasión por encima de la posición política lo da Jesús de Nazaret en la parábola del buen samaritano. Muchos la leen de corrido, y comprenden el mensaje por encima, pero al revisar en profundidad, como seguro el señor López no habrá hecho, los samaritanos y los judíos eran rivales políticos religiosos, así como chavistas y opositores hoy día. Y en la parábola del buen samaritano, Jesús de Nazaret intencionalmente menciona a figuras religiosas judías para demostrar que la compasión no se garantiza con la posición política religioso. Lo que demuestra que la interpretación del señor López no es cristiana, pues hay decenas de ejemplos en la vida de Jesús, que contradicen su opinión.

Estoy convencido que si Jesús de Nazaret hubiese dicho a principio esta semana que perdona a los homosexuales, y que acepta el aborto, muy seguramente el señor López, si pudiera, lo estaría crucificando. Y seguramente habría chavistas y opositores a favor y en contra de esa crucifixión.

Es una lástima, que hoy a casi 2000 años de la  crucifixión de Jesús de Nazaret me toque seguir aclarando la palabra de Dios.

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras