Un café como excusa

Las cafeterías son lugares a los que las personas acuden no necesariamente por tomar café, reuniones, citas y conversaciones pendientes son motivos para visitarlas, así como también una mañana o una tarde que se antoja ser diferente y se rebela, o la existencia dinámica de las letras, que buscan ser leídas o escritas en lugares diferentes para recordarnos por qué vivimos, sentir algo bonito, empezar algo bonito, matar algo bonito, son muchas veces los verdaderos motivos detrás de la excusa de una taza caliente entre las manos. Y es que, por supuesto, una cafetería no debería existir solamente para ofrecer bebidas y antojos para acompañarlas, y menos en estos tiempos, de eso nos hemos dado cuenta en Tribus Café Cultural.

En un precioso estado natural las cafeterías serían el resultado de un variopinto de espacios tranquilos, cálidos y amenos, adornando las calles, que huelen sabroso y guardan dentro de sí un multicolor de gente que se expresa tan solo con su existencia, ¡válgame Dios!, no más basta cerrar los ojos e imaginarlas abiertas a cualquier hora del día y de la noche, son dadoras de momentos precisos y perfectos en esencia dentro de la indiferente realidad. En otras palabras, hablamos de recuperación de la ciudad, sensibilidad social por medio de los sentidos y el contacto, lo que facilita el desarrollo de la creatividad, la comprensión hacia los demás y el aprecio por lo propio, sin mencionar la fuerza que se gesta para retomar esperanzas y alientos tan vitales en los momentos más complejos.

Entonces, a veces el café es querer café, no hay duda alguna, otras el café es una excusa, pero lo que el café debe ser siempre es placer. Este deseo particular por parte del equipo de Tribus Café Cultural de servir de puente entre el producto y el comensal, de prepararnos cada día más para perfeccionarnos en las artes de la gastronomía y el barismo, es porque podemos ver el resultado de ello, nos importa que las personas puedan encontrar en nuestra cafetería esa chispa que los encienda, a través de lo mejor que tenemos para ofrecerles que es una experiencia multisensorial placentera. La verdad es que ustedes, nuestros queridos participantes de La Tribu, son capaces de idear, generar y lograr cosas enormes a partir de ello. Por eso es tan importante para nosotros servirles esa taza de café que les deleite, porque a todas estas ese sabor que queda en el paladar, esa imagen impregnada en la vista, van acompañados de una posibilidad: construir país.

La importancia del café es tan amplia que un artículo no es suficiente para plantearlo, hace falta una enciclopedia; ojos atentos, estratégicos y amantes de la vida, puestos sobre este grano, el más famoso del mundo, pueden lograr enormes cambios en materia económica, social, artística y urbanística, por ejemplo. Tenemos, además, la bendición de poseer una tierra de excelencia para la siembra del cafeto, a tal punto que si no hubiésemos corrido, como lo hicimos hace tantos años ya, a las manos del petróleo y dejando a la agricultura en el casi completo abandono, no le habríamos hecho tan fácil a Colombia enarbolar, con tan hermoso orgullo como lo hace hoy día, la batuta del café.

Cuando el equipo que hoy día es Tribus Café Cultural, aceptamos lograr lo que queríamos poniéndolo en marcha con esfuerzo, encontramos que el café era una excelente excusa, algo tan pequeño como una semilla no debería ser tomado por su tamaño sino por su capacidad de fructificar. Si hoy vamos creando lo que ayer soñamos alrededor de esta bebida oscura y comprensiva, ver a nuestros comensales soñar hoy del mismo modo nos da ganas de servir más y más tazas, de aprender cada vez más de éste maravilloso grano para llevarles a la barra o a la mesa la mejor chispa que nuestras manos puedan generar. Cuando allí están ustedes realmente no está tomando café, están llenando sus mentes, están creando propósitos, derribando muros, rehaciendo planes, dando forma a una nación, esa semilla tostada e infusionada ha sido siempre la excusa, la de ustedes que buscan formas de unirse y la de nosotros que encontramos la manera de juntarlos.

Barbara Uzcategui

Barbara Uzcategui

Equipo de Tribus Café Cultural. Café para pintar los sueños, tejer las ideas, escribir los días. Estamos ubicados dentro de la nueva sede de la Galería de Arte Nacional.
Redes sociales:
Instagram: tribuscafecultural
Twitter: @tribuscafe
Barbara Uzcategui

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras