Consideraciones sobre la crisis y la salida de Maduro

Consideraciones-sobre-la-crisis (1)

Hace poco más de un mes que la Mesa de la Unidad Democrática dio a conocer su hoja de ruta para salir del gobierno de Nicolás Maduro, y es preocupante para una gran mayoría de los venezolanos, como cada uno de los esfuerzos que como bloque opositor se han dado para acelerar los mecanismos constitucionales, se ven cada vez mas opacados por la nube de contradicciones y disputas internas entre las propias organizaciones políticas que conforman la MUD, y por las talanqueras colocadas por un gobierno prácticamente acabado. Es entonces fundamental ofrecer un balance sobre la situación del país, los errores, las estrategias del gobierno y las posibles opciones para que de una vez por todas Maduro entregue el poder.

La ingenuidad frente al CNE

Noto con total preocupación como ha sido la actitud de las organizaciones políticas que desde principios de año han presentado la opción del referéndum revocatorio como principal mecanismo constitucional para sacar a Nicolás del poder. Preocupa por ejemplo el hecho de que aparentemente, y aunque esto para algunos oídos desentone, se les ha olvidado que el CNE es un flagrante apéndice de las intenciones del gobierno nacional, puesto que se leen declaraciones como las del diputado José Manuel Olivares (PJ) donde éste asevera “El CNE no ha dado respuesta a la solicitud de revocatorio”, lo que me hace preguntarme, ¿ Y es que acaso esperaba que entrarían al CNE todos tomados de las manos con la solicitud y saldrían de igual forma inmediatamente con una respuesta positiva cantando el alma llanera?. Sería importante recordarle al señor diputado que estamos frente al mismo CNE que exactamente hace un año, verificó en pocos días 11 millones de firmas en contra del decreto de Obama por orden directa del presidente Nicolás Maduro, pero que es obvio que aplicara todos los frenos necesarios a las aspiraciones de un referéndum revocatorio, las cuales piensan blindarse a través de una Ley Orgánica de Referendos, que todos sabemos, el TSJ declarará inconstitucional.

¿Con cuál salida constitucional nos quedamos?

Siendo realmente optimista, yo no descartaría la opción del revocatorio pues a pesar de que el tiempo y el CNE son nuestros peores enemigos, si con algo cuenta la MUD es con el apoyo de la gran mayoría del pueblo venezolano cansado de la agónica situación que atraviesa el país. Es por ello que si se administran los tiempos y de poder lograrse incluso la aprobación de la ley del TSJ, la posibilidad de revocar a Maduro puede ser un escenario bastante probable.

Sería una total pérdida de tiempo hablar sobre la posibilidad real de una Enmienda Constitucional teniendo una Sala Constitucional del TSJ secuestrada por los intereses del Narco Gobierno. Estaríamos hablando entonces de que si bien ha sido aprobada con mayoría simple de la AN (30% de sus integrantes), si bien el CNE no tiene posibilidad alguna de modificar el texto aprobado, y por ultimo si bien la Enmienda garantiza elecciones presidenciales para este 2016, El TSJ ya debe estar reunido para preparar una ponencia que retrase con el uso de todas sus facultades inescrupulosas el proyecto, haciendo imposible su aprobación, a no ser que a través de la AN se promueva un cambio en la estructuración de la Sala Constitucional a corto plazo.

Aclarando el panorama en estos dos escenarios, la idea que también sigue viva y no me parece descabellada es la posibilidad de una Renuncia por parte de Nicolás, y con esto quisiera responderle a quienes han querido banalizar la propuesta, asegurando que la Renuncia no se pide, la Renuncia se exige, y se exige de forma categórica. Por ello si para el segundo trimestre del año el panorama para los otros dos mecanismos sigue incierto, una fuerte organización, con un mensaje y dirección política clara, puede ser el último cartucho para sacar a Nicolás.

La crisis energética

Entre disputa y disputa por cual es el medio más expedito para salir del gobierno el único que no descansa y sigue siendo víctima de los embates de la crisis es el pueblo. Parece de un cuento del país de las maravillas cómo es posible que este gobierno que debió aprender de la crisis energética registrada en 2009-2010 producto del mismo fenómeno “El niño “, hoy siete años más tarde siga permitiendo que producto de su incompetencia el pueblo tenga que seguir sufriendo los crueles cortes en el suministro de energía eléctrica, que ahora serán de 4 horas.

Desde hace mas de 10 años el gobierno tiene conocimiento de esta crisis, pero ha insistido en ignorar la posibilidad de reducir el 80% de dependencia que existe respecto de todo el sistema de distribución y transmisión de energía con la Central hidroeléctrica Simón Bolívar (El Guri). Para finales del 2008 más del 80% de las termoeléctricas del país tenían más de 20 años de antigüedad y más del 40% de estas presentaban inconvenientes técnicos, por lo que en la actualidad se puede asegurar que más del 70% de estas se encuentran inoperativas. Los parques eólicos de Paraguana y la Guajira venezolana, son un desastre que surgió de un convenio Argentina-Venezuela, puesto que la empresa argentina contratada quebró, y pese a que de acuerdo a los proyectos en 2013 fueron culminados y  toda la inversión que supera los 2800 millones de dólares fue ejecutada, nadie declara al respecto, la empresa en realidad no ha culminado la última fase del proyecto y estos no operan ni a un 8% de su capacidad instalada, por lo que se han convertido en montones de chatarra de 85 metros de altura que no terminan de solucionar ni siquiera el problema de los cortes eléctricos en el estado Falcón y en los municipios más al norte del estado Zulia. Así mismo, una inversión cercana a los 300 millones de dólares para la colocación de unos paneles solares en la Guajira fue una pérdida de material y dinero, los paneles fueron abandonados a la intemperie bajo unas condiciones climáticas que literalmente se “comieron” todo el proyecto, que obviamente, nunca funcionó.

El cambio de huso horario y la temporada de lluvias

Consideraciones-sobre-la-crisis (3)No hay que ser Meteorólogo, tampoco ser adivino, ni pitoniso, o mucho menos tener semillas de mango detrás de la puerta, para darse cuenta de que tras 5 meses de profunda sequia en nuestro país, lo que se esperaba producto del fenómeno “El Niño” son semanas de profundas precipitaciones a nivel nacional.

Preocupa considerablemente como el gobierno nacional teniendo conocimiento científico de todos estos acontecimientos, permitió que en solo tres días de lluvia la ciudad de Caracas colapsara por completo producto de los drenajes obsoletos que convirtieron las calles de la capital en piscinas olímpicas.

Ahora resulta que también tenemos que ajustar los relojes para poder contribuir con la “sinvergüenzura” de esos vagabundos corruptos, y bueno, son tan brutos que sinceramente no perderé mi tiempo siguiéndoles el juego en el que pretenden involucrarnos, que las discusiones de los venezolanos sean “¿Chico pero que horas serán cuando yo salga de la casa a llevar a los chamos al colegio? ¿Sera de noche o de día?” y dejemos de preocuparnos por los problemas reales que nos agobian y deben ser objeto de nuestra protesta diaria.

 

Para Diosdado la solución al desabastecimiento es que cierre la Polar

“Por ahí llegó la información de que la Polar (supuestamente) va a cerrar sus empresas ¡Ay, ojalá que las cierre!”. Con estas palabras textuales de Diosdado a veces no sé si sentarme a reírme, o llorar lágrimas de sangre. Lo único que si me queda claro es la poca importancia que tiene este gobierno de solucionar el grave problema de desabastecimiento que hoy en día provoca que las madres venezolanas tengan que hacer colas de más de 5 horas para poder adquirir los productos de primera necesidad, y que también provoca que el padre de familia que trabaja todo un mes por un sueldo mínimo deba ver perecer el fruto de su esfuerzo comprando comida a revendedores por un alto costo, solo para poder llevar un miserable plato de comida a la mesa de su familia, en esta realidad vivimos los venezolanos, y parece incluso posible llegar a pensar que son ellos los principales interesados en mantenernos en esta zozobra constante, esa misma zozobra que incluso a muchos no les permite salirse de sus problemas y desgracias cotidianas, para poder darse cuenta del desastre que día a día siguen provocando y donde el principal afectado no es la Asamblea “Apátrida”, es el pueblo humilde en las calles.

 

Consideraciones-sobre-la-crisis (2)La Constitución es clara respecto a los mecanismos para poder llegar a un cambio de gobierno, pero mas allá de la propia Constitución, existe un poder originario que reside en el pueblo, ese mismo pueblo que redacto la constitución del 99’, ese mismo pueblo que en su arrechera debe ser capaz de poder dirimir sobre sus destinos, ese mismo pueblo que sin lugar a dudas, este año debe romper con las cadenas que han querido colocarle y de una vez por todas liberarse del Narco Gobierno de Nicolás Maduro y su combo de incompetentes.

DIOS BENDIGA LA VENEZUELA LIBRE QUE TODOS MERECEMOS

Antonio Andrade

Antonio Andrade

Abogado zuliano egresado de la Universidad Rafael Belloso Chacín, especialista en DDHH. Mensajero de Humanidad ante la oficina de Asuntos Humanitarios de la ONU.
Antonio Andrade

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras