Entrevista a Maribel Vila

Maribel Vila ha sido la voz de cientos de jingles en Venezuela; el sello distintivo de productos que en su publicidad, marcaron una época brillante en Venezuela. Percusionista, locutora y profesora de iniciación musical en el Conservatorio Juan José Landaeta, Maribel ha trabajado con los mejores músicos y productores del país desde la época más creativa y dinámica del país hasta hoy.

– Maribel su voz dió caracter a muchos productos cuya publicidad quedó en la memoria por largo tiempo. La gente solía tararear aquello de “la gente dice que muy bien estoy…. Mi Vaca descremada” por ejemplo ¿Recuerda cuál fue el primer jingle que grabó y cómo fue ese comienzo?

El primer jingle que grabé fue para una bebida achocolatada. Era mi primer trabajo con un productor musical que no conocía y que luego admiré muchísimo como músico y por su calidad humana; hablo del maestro Francisco Molo. El comercial en cuestión era un tema infantil y licitamos tres locutoras. Terminé la grabación y me fui a mi casa pensando que no me elegirían, pero no fue así. Al cliente le encantó y también a la agencia, con lo cual me sentí privilegiada, afortunada y agradecida con la vida. De allí en adelante todo fue trabajo, trabajo y más trabajo.

– Usted es músico, estudió en el Conservatorio ¿Cómo se hizo locutora?

Pues sí; desde muy temprano estudié en el Conservatorio Nacional de Música de Caracas, completé todos los estudios de teoría y solfeo, armonía y composición, pero siempre he sido inquieta y en aquel entonces ya me gustaban el canto y la locución. Entonces averigué los requisitos para ser locutora y me preparé para presentar el examen. Llegado el momento aprobé y comencé a hacer audiciones con los productores musicales de entonces.

– ¿Cree que esos estudios musicales le dieron la versatilidad y la calidad que todos le reconocen?
Indudablemente sí, esa formación académica siempre produce frutos y en mi caso, me dio las herramientas para entender en poco tiempo, de qué se trataba la música de aquellos maravillosos comerciales.

– La publicidad en Venezuela tenía altos estándares en los 80 y 90; había grandes agencias y creativos ¿A qué lo atribuye?

– Así es, las producciones de entonces eran magníficas, los anunciantes invertían en sus productos y se hacían comerciales que competían en los festivales internacionales ganando premios importantes. Creo que esto sucedía porque había mercado, había inversión, había productos y había democracia. Todo ha cambiado.

– Ha tenido siempre un gran talento para captar – rápidamente- el mensaje de los productores y traducirlo con su voz ¿Cuál es la clave?

Creo que eso es algo que está en mi. Tal vez es el resultado de la pasión que siento por lo que hago. Yo descubrí en la publicidad lo que más me gusta hacer, transmitir en un jingle de 30 segundos lo que quieres vender. Que ese mensaje llegue al espectador y lo entienda, me parece fantástico.

– En su carrera ha grabado en Venezuela pero también para otros países, ¿En cuántos jingles habrá participado?

Es una pregunta difícil de contestar; tengo algo más de 30 años en el medio, he hecho muchísimos comerciales, calculo unos 4.000. Algo así.

– ¿Cómo ve la industria de la publicidad, de la producción musical para estos fines, cree que se mantiene el ritmo, la creatividad?

La industria publicitaria no pasa por su mejor momento. Las condiciones económicas del país, la falta de inversión y el éxodo de talento, han hecho que el medio publicitario se vea bastante afectado.

– ¿Qué echa de menos?  Dinámica de trabajo, creativos-agencias, productos, productores musicales, etc.

Pues echo de menos todo eso, aunque reconozco que todavía hay mucha gente del medio trabajando con entusiasmo y dándolo todo. Son momentos difíciles.

– Hace años que comparte la vida con Guillermo Carrasco, compositor y cantante para quien hace coros en sus discos y conciertos en vivo. Ambos son personas muy queridas y respetadas en el medio ¿Cómo se enriquece una relación cuando la música es el oficio de ambos?

Se enriquece de muchas formas, participando en los proyectos musicales del otro, aportando ideas, intercambiando conocimientos. Compartiendo la emoción de los conciertos y las grabaciones. Hablamos el mismo lenguaje.

– ¿Si pudiese ser la locutora y cantante de una campaña publicitaria hoy, cuál sería el producto?

Me encantaría anunciar grageas mágicas para el entendimiento entre los hombres.

– ¿Cree que la música es un instrumento?

Absolutamente.

La música puede hacer maravillas en las personas, por supuesto ¡la buena!.

Hoy en día creo que nos atormentamos con sonidos y estilos que nos aturden y nos dispersan. La educación sigue siendo fundamental en este sentido, la música debería estar presente en nuestra formación desde muy temprano y en todos los colegios del mundo.

Gracias Maribel.

Latest posts by Anabel Rial (see all)

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras