La Henderson KJ es un ícono olvidado

Un joven llamado William Henderson de 16 años entra a trabajar en el negocio familiar, la Winton Motors, aunque inicialmente no desea hacer trabajos mecánicos, se siente apasionado por las motocicletas y mientras trabaja en Winton diseña los bosquejos de una motocicleta bastante avanzada para su momento, una equipada con un motor de 4 cil. El padre de Henderson decide apoyar al hijo y motivarlo a que la desarrollara, el prototipo se prueba en 1911 y resultó tan exitoso que logra reunir un capital de 175.000 US$, con el cual arrancará su primer gran emprendimiento, la Henderson Motorcycle Co., con William siendo la mente detrás de las motos y su hermano Thomas en el área de finanzas. Bajo ésta marca nacerá ésta joya que vemos aquí, la Henderson KJ.

“Una nueva de Detroit”

Con ese slogan Henderson se abre camino en el mundo de las motocicletas en Estados Unidos, la gran ventaja que tiene es lo innovador de la moto, su motor de 4 cil. Ciertamente no es la primera del mundo con éste motor, ése título lo ostenta el fabricante de motocicletas y vehículos belga FN, mientras que en Estados Unidos la primera moto con este tipo de motor aparece en 1909 bajo la marca Pierce Arrow, así que Henderson será el segundo fabricante de motos de 4 cil. en Estados Unidos.

La “Henderson Four es la primera motocicleta de la marca, es la que nace de esos bosquejos de 1909 y el prototipo de 1911, tiene un motor de 4 cilindros, 934cc y 7 hp. Era bastante innovadora para el momento la tracción era por cadena en vez de correa como muchos la usaban y el encendido era un pedal conectado directamente al cigüeñal del motor, como si se tratara de una manivela de carro, eso era nuevo en una época en la que las motos encendían con pedales de bicicleta.

Carl Clancy en su Henderson Four de 1912, el 1er hombre en darle la vuelta al mundo en moto.

“Máquinas que rompieron records”

Unos meses después de que la Henderson Four saliera al mercado, Carl Thomas Clancy decide que tanto él como su amigo Walter Rendell  le darán la vuelta al mundo en motocicletas, Clancy se dirige a Henderson para buscar apoyo y estos gustosamente patrocinan la “extravagancia” de Clancy y Rendell dándole a cada uno una motocicleta Henderson Four y aunque Rendell decidió no continuar, Clancy seguiría y luego en agosto de 1913 regresa a Estados Unidos luego de haber sido el 1er hombre en darle la vuelta al mundo en motocicleta.

Pero éste no sería el único récord que ostentaría una Henderson, otro motociclista llamado Roy Artley  estableció también varios records entre 1916 y 1919 conduciendo motocicletas Henderson; en 1916 estableció una nueva marca en la ruta San Francisco – Los Angeles al hacer el recorrido en 10 horas y 39 minutos, superando así el récord anterior por 6 horas. En 1917 Artely superó el récord del famoso motociclista “Canonnball” Baker en un viaje llamado “las 3 banderas” un viaje que iba desde Canadá hasta México, en ésta ocasión Artley hizo el mismo recorrido en 3 días y  25 minutos. Otra Henderson rompería otro récord, en esta ocasión con Alan Bedell como conductor en un viaje por Estados Unidos de punta a punta en un tiempo de 7 días, 16 horas y 15 min. Wells Bennet sería otro nombre asociado con Henderson, él rompería el récord de mayor distancia de recorrido en moto en 24, superando el récord establecido por “Cannonball” Baker 8 años antes por tan sólo 45.6 km.

Henderson DeLuxe de 1926, precursora de la KJ.

La era Excélsior

A pesar de que las ventas no estaban mal, la empresa tenía problemas financieros para 1917, conseguir la materia prima era cada vez más costoso, la Primera Guerra Mundial había estallado en 1914 y Estados Unidos era proveedor de materia prima, precisamente en 1917 Estados Unidos entra en el conflicto y conseguir materia primas se torna mas difícil, las ventas comienzan a decaer, Italia le da algo de respiro a la empresa al comprar un lote de motos Henderson ya que no puede comprarlas ni a Inglaterra ni a Alemania, pero ese respiro dura poco.

El 17 de noviembre de 1917, los hermanos Henderson venden la empresa a Ignaz Schwinn, un empresario que había hecho fortuna fabricando y vendiendo bicicletas, en 1911 entra en el negocio de las motos comprando la Excelsior Motor and Manufacturing Co. que hacía motos más pequeñas, así que sumar a éstas las Henderson era una magnífica porque se expandía a otro mercados, ya creados con la Henderson y sus récords, que siguieron a partir de ésta nueva “etapa Excélsior”.

A partir de éste momento la producción se aseguró con capital fresco, y de hecho los hermanos Henderson siguieron trabajando en la empresa, pero como empleados. No se buscaba hacer nada nuevo sino mantenerse en desarrollo y mejoras, es decir, siempre partía del principio de la Henderson Four y desde ahí se iban haciendo mejoras, la evolución se mantuvo hasta la modelo H de 1918, la 1era moto con un motor de más de 1000cc., sobre ese motor Arthur Lemon, desarrollaría un motor de 1300cc para una nueva motocicleta, la Serie K que debuta en 1920,  durante éste periodo, los hermanos Henderson se retiran de la empresa por diferencias con Lemon y su forma de trabajar y crean el fabricante de motocicletas ACE. Curiosamente, “Bill” Henderson fallece en un accidente de motocicletas en 1922 y Lemon renuncia a Excélsior y se va a ACE, aunque ésta quiebra 2 años después y sus activos fueron adquiridos por Indian.

En 1922 debutó la Henderson DeLuxe, una motocicleta que parte de la Modelo K, pero que tenía 10hp más, un carburador más grande, frenos traseros, entre otras mejoras y que sería además la moto en la que Wells Benett establece en 1922 un nuevo récord de resistencia, haciendo un total de 2514.8 km de recorrido en 24 hs, un récord que no sería roto sino hasta 1933 por un equipo de motos Peugeot. La DeLuxe se produciría durante 6 años hasta 1928. Durante ese mismo año, en junio de 1928 Ignaz Schwinn contacta y logra atraer a Arthur Constantine, un respetado ingeniero de Harley Davidson que a partir de entonces trabaja como Jefe de Ingenieros de Excélsior.

Henderson KJ de 1931.

Una moto revolucionaria

Tan pronto Constantine entra a trabajar en Excélsior, recibe la instrucción de trabajar en una nueva versión mejorada de la DeLuxe, la revisa y pone manos a la obra. Cuando la Henderson KJ debuta el marzo de 1929, dejó a todos atónitos; Orley Courtney, diseñador de Excélsior, crea unas líneas que aunque no es el último grito de la moda, si la hacen una moto imponente, siempre toma en cuenta que incluso el motor forma parte de la estética de la motocicleta.

Técnicamente la KJ es una joya maestra, esencia es el mismo bloque del Henderson Four, pero era bastante avanzado, seguía siendo un motor de 4 cil., con 1301cc , una potencia de 40 Hp a 4000 vueltas, tenía un colector de admisión en la cabeza del cilindro, mejoras en el enfriamiento, un carburador Schebler de corriente descendiente, es de hecho la primera moto Henderson con éste tipo de carburador. El motor tenía válvulas de escape laterales, balancines integrales y era la 1era Henderson y quizás la 1era moto con un motor con 5 levas en una época en la que casi todas las motos, para no decir todas, tenían 3 levas; de hecho ningún carro de 4 cilindros de la época tenía 5 levas. Además tenía frenos de tambor de las 2 ruedas. Otra cosa que tenía ésta moto es un sistema de lubricación  por presión, que era muy efectiva, de hecho Henderson hacía pruebas con pilotos que llevaban las motocicletas a alta máxima velocidad manteniéndose así por horas y horas, dando así muestras de fiabilidad. La motocicleta tenía un sistema de ignición por magneto Bosch que permitía un fácil encendido, en especial en climas fríos o luego de mucho tiempo sin uso, como muchos 2 o 3 intento “a pata” y listo, la moto prendía. Además tenía 2 tanques de gasolina con entradas individuales, de ese modo uno sería el tanque principal y el otro el de reserva.

La 1era Henderson y quizás el primer motor de 4cil. con 5 levas. El chasis es de doble cuna de acero, tiene horquillas adelantadas, suspensión delantera y un asiento con resortes.

Además del motor estaba su caja, una caja manual de 3 velocidades tan flexible que te permitía ir en 3 era a 16km/h y desde ahí en la misma velocidad acelerar hasta los 161km/h, su velocidad máxima. Los cambios se accionaban por palancas una para las velocidades y una de retroceso, opcional y en especial si se trataba de una moto con “side car”. Las moto tenía un clucth que funcionaba como pedal y al que llamaban “clucth suicida” porque al inicio era algo difícil adaptarte a la moto y la cosa se ponía más difícil si estabas en el tráfico de las ciudades en aquella época.

El diseño del chasis era también novedoso, en esencia era un chasis de doble cuna de acero con horquillas adelantadas, la suspensión estaba ubicada en la parte delantera y la reforzaba un asiento con resortes, ya que en la rueda trasera no tenía suspensión. La KJ era veloz, con una velocidad máxima de 160 Km/h, eran de hecho las motocicletas más veloces de Estados Unidos y hasta perfectamente comparable con la Brough Superior SS100 inglesa, de hecho, ambas llegaban a la misma velocidad máxima. Tenían además la fiabilidad que las motos Henderson  comenzaron a garantizar con la Henderson Four y que quedaba blindada con la cantidad de récords rotos y establecidos por motocicletas Henderson. Esto hizo que se convirtieran en las motocicletas preferidas por casi todas, para no decir todas las fuerzas policiales de Estados Unidos, ya que con estas motos eran capaces de alcanzar a cualquier persona a exceso de velocidad.

Una cosa que realmente destaca y da muestra de modernismo en las motocicletas Henderson era el diseño de su panel de instrumentos, que estaba colocado en la parte delantera del tanque de gasolina, un panel bastante completo para la época, tenía velocímetro, medidor de aceite y amperímetro, lo más interesante es que era la primera Henderson en tener luces en el panel, de tal manera que se podía conducir con total tranquilidad de noche, ya que con las luces encendidas, se tenía también visión de la información que el panel daba. Otra característica de las KJ y que encantó a los policías es que el velocímetro tenía 2 agujas, una roja y una blanca, la blanca indicaba tu velocidad y la roja la del vehículo que perseguían, cuando el carro excedía el límite de velocidad, al llegar al punto más rápido, el policía desactivaba la aguja y ésta quedaba fija en la velocidad más alta, de ese modo, cuando el infractor negara la velocidad que llevaba, el oficial podía mostrarle la velocidad más alta a la que el carro legó a ir.

El panel, abajo más grande el velocímetro, una aguja muestra la velocidad de la moto y la otra las velocidad del perseguido.

“Caballeros hoy paramos”

Una nueva motocicleta debuta el 29 de abril de 1930, la Henderson KL, que vendría siendo la hermana de la KJ, es casi la misma moto, pero con 5hp más de potencia, un carburador más grande, mayor compresión, una horquilla rediseñada y ahora en 3era podías ir a 14km/h como mínimo y acelerar ahí mismo hasta los 161km/h.

Pero el martes 29 de octubre de 1929, la Bolsa de Valores de Nueva York se desploma, generando pérdidas por encima de los 10 Billones de US$, con ella se perdió la confianza en la banca, los ahorristas sacaron su dinero de los bancos y éstos se quedaron sin liquidez para financiar su operación y sin poder prestar dinero a empresas grandes y pequeñas para ellos también seguir financiando su operación. Así comenzaba la Gran Depresión.

Sin embargo, las ventas estaban sólidas, no era una moto barata, pero tampoco la más cara, pero Ignaz Schwinn, presentía algo, al ver que la banca se quedaba sin liquidez, los banqueros no daban con la solución al problema con el pasar de los días, el gobierno del Presidente Herbert Hoover tampoco hizo nada y que la crisis la había desatado un grupo de gente que no tenía ni idea de lo que hacía, Schwinn decide llamar a la junta directiva de Excelsior en el verano de 1931 y sólo les dijo “Señores hoy paramos”.

Schwinn sabía que esto de la Depresión “iba para largo” y no estaba preparado para arriesgar su empresa a atravesar esa “tormenta” económica, así que decidió cerrar la empresa en un momento en el que todavía estaban en números verdes y se dedicó en adelante a producir bicicletas, un producto más masivo. El fin llegó en septiembre de 1931, casi 19 años después de su fundación.

Robusta, elegante, fiable, las Henderson y en especial la KJ/KL pasaron a la historia sin pena ni gloria, quizá al ser víctimas de la guerra entre Harley Davidson e Indian, sólo puedo asegurar que ésta es una de las motocicletas más hermosas, mejor diseñadas y mejor planificadas de la historia de las motocicletas, si la Brough Superior SS100 es el “Rolls Royce de las motos” la Henderson KJ es la “Duesenberg” de las motocicletas.   

La Henderson KJ es sin duda un ícono olvidado.

Michel Rodríguez

Michel Rodríguez

Para algunos soy historiador de carros, pero sólo soy un conocedor, enamorado y fetichista de los automóviles antiguos, que procura mantener viva una fascinante y rica historia.
Michel Rodríguez

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras