DOCTOR YASO, LOS DOCTORES DE LA SONRISA

Por Norma Pérez

@normaperez9

 

Parra: “La alegría es una filosofía de vida”

 

Los payasos de Hospital de la organización sin fines de lucro Doctor Yaso se encargan desde hace ocho años de llevar alegría y regalar sonrisas a los niños de los hospitales de Venezuela

 

Desde el año 2005, tras la vaguada de Vargas surge esta iniciativa que crece cada día más y que se encarga de aliviar el sufrimiento de niños, adultos mayores y presos; además de hacerlos sonreír con sus juegos. Para conocer más sobre Doctor Yaso, Guayoyo en Letras ha tenido la oportunidad de entrevistar a su presidente Jorge Parra (el payaso Mondongo)

 

 

 

—¿Cómo nace Doctor Yaso?

 

—Fue una casualidad que naciera. Comienza con lo de la vaguada del 2005 donde unos amigos y yo fuimos a hacer unas funciones de malabares cuando la gente estaba muy desesperada. Esto ayudó a que las personas se tranquilizaran, ya que tenían algo con que entretenerse. Hicimos bastantes funciones en esos días. Luego empezamos a hacer visitas a hogares y después fuimos a una convención de circo en Colombia, donde conocimos a dos payasas de hospital. Ahí fue cuando decidimos ser payasos de hospitales acá en Venezuela. Un día se sumó un amigo y a la salida de una visita dijimos “bueno, vamos a hacer esto por tres años, tres veces al mes”.

Luego hicimos una formación en España y comenzamos a conocer más el trabajo del payaso de hospital. En algunos países del mundo hay, por cada turno de enfermera, un grupo de payasos. Estos trabajan como personal hospitalario; nosotros no tenemos tal grado de formación, es decir, actualmente nuestra formación es de dos semanas y hacemos visitas de forma voluntaria.

 

—¿Qué necesita una persona para ser parte de Doctor Yaso?

 

—Primero, ser mayor de edad y luego tener ganas. Va a recibir un taller de formación y al terminar el taller va a poder comenzar a hacer visitas a los hospitales. Una vez que haga la primera visita va a comenzar a hacer una transformación en su interior y después va a querer que esa transformación se lleve a todos lados. Nuestros voluntarios y nosotros mismos cada vez que hacemos una visita nos transformamos tanto que llevamos eso a la calle, porque el hacer feliz a otros nos hace feliz. En este momento somos más de 1500 voluntarios activos. “Activo” es aquel que hace al menos dos visitas al mes, a veces uno queda inactivo por ejemplo porque tiene parciales o por su trabajo. Con los inactivos debemos ser unos 2000 voluntarios.

 

—¿Los talleres se dictan todo el año o se realizan en una fecha específica?

 

—Depende de cada ciudad. En Caracas, por ejemplo, el viernes (26-07-2013) terminó el segundo taller del año. A nivel nacional, cada ciudad tiene su fecha, igual toda la información está en nuestro Twitter (@DoctorYaso); en la página pueden encontrar los teléfonos de cada una de las sedes, revisar por ciudad cuándo se realizan los talleres y el número de cada coordinador por ciudad.

 

—¿Cuántos hospitales visitan?

 

—Visitamos, a nivel nacional, 183 hospitales.

 

—¿Por qué se disfrazan de payasos?

 

—No nos disfrazamos. Las personas que somos voluntarios en Doctor Yaso nos formamos como payasos de hospital y utilizamos la técnica del Clown. Además, el payaso no se disfraza, sino que se viste. Nosotros buscamos lo que consideramos más bonito para nuestros payasos, estamos súper pendientes de lo que vestimos porque el disfrazarse es esconderse. Por esta razón nos ponemos una nariz, ya que esta nos permite mostrarnos como personas; además nos permite jugar y ser. Las personas que usan máscara en carnaval la usan para esconderse y para hacer cosas que no harían sin ella, el payaso por el contrario se pone la nariz para parecer.

 

—¿Qué sienten cuando visitan los hospitales?

 

—Cada momento es único para Doctor Yaso. Al visitar los hospitales entramos en un estado de felicidad muy grande. Nosotros llegamos a 25 ciudades haciendo un promedio de 10 visitas mensuales. Cada niño, cada momento de alegría y de felicidad es único. Cuando llegamos a un hospital lo asociamos con colores grises pero después de comenzar a jugar con los niños todo se va transformando porque todo niño, antes de estar enfermo, tiene la necesidad de jugar. Doctor Yaso trabaja principalmente con niños hospitalizados, pero como para nosotros la alegría es una filosofía de vida, no solo vamos a los hospitales, sino también a ancianatos, hogares y cárceles. Insistimos tanto en que la alegría es una filosofía de vida porque nosotros vemos el hospital como ese punto donde va a renacer la vida, donde el niño va a curarse para salir de vuelta a jugar. Es súper importante esa visión y por eso es que día a día regalamos tanta alegría a los jóvenes de los hospitales.

 

—¿Cuál es la experiencia más bonita que has vivido con Doctor Yaso?

 

—Todos los momentos son únicos pero en un período cuando éramos tres payasos estábamos realizando una visita al hospital JM de los Ríos y una mamá cuando nos ve nos entrega un papel y nos dice que lo leamos cuando salgamos del hospital. Estuvimos toda la mañana jugando y pensado en leer el papelito, cuando salimos lo leímos y este decía “En el momento de mayor dolor de nuestras familias ustedes nos regalaron un momento de alegría”. Eso fue maravilloso, eso hizo un click en nosotros y ahí fue cuando decidimos hacer este proyecto por tres años. Ya Doctor Yaso tiene ocho años, ya no somos 3 ahora somos más de 1500. Esa experiencia fue un gran impulso y algo muy bello porque todo lo que tenemos que hacer es dedicarle un día a la semana, una mañana a ir a jugar, además es algo que nos hace bien a nosotros

 

—¿Qué mensaje le darías a las personas que leen Guayoyo en letras de parte de Doctor Yaso?

 

—El estado de felicidad no debe darse por comprar cosas, sino por poder hacer felices a otros; que podamos transformar momentos, ciudades. Por ejemplo, hace años que se está celebrando en muchas instituciones el 5 de diciembre que es el día de la sonrisa. Doctor Yaso se ha unido a esta iniciativa porque lo que se busca es hacer sonreír a las personas. Yo creo que la sociedad ha cambiado mucho; si comparamos los cuadros, las fotos de la gente de antes con la de ahora nos damos cuenta que las personas no sonreían en la fotos porque creían que eso era ser alguien serio. Ahora tú te sacas una foto y te dicen que sonrías, hoy en día hay lo que yo considero una evolución del hombre hacia la alegría, hacia el estado de felicidad. Yo le diría a las personas una frase de Cantinflas que dice “La primera necesidad del hombre es ser feliz, la segunda es hacer feliz a los demás” nosotros no tenemos duda de eso.

 

Para mayor información:

Twitter: @DoctorYaso

Facebook: https://www.facebook.com/DoctorYaso?fref=ts

Pagina web: http://www.doctoryaso.com/

 

También pueden seguir a Jorge Parra en sus redes:

Twitter: @domingomondongo

Facebook: https://www.facebook.com/jorgeparra.domingomondongo

Pagina web: http://www.domingomondongo.com/

(Visited 500 times, 1 visits today)

Guayoyo en Letras