¿Rompiste con tu pareja?

-Siento que mi mundo se acaba, terminé mi relación -Esta declaración es muy común ante una ruptura amorosa, muchas personas sienten que todo pierde sentido al culminar la relación con su pareja así como otras declaraciones como por ejemplo:

¿Por qué me pasó esto a mí?

¿Qué hice mal?

¿Qué puedo hacer para que vuelva conmigo?

También pueden haber episodios de depresión muy fuertes donde la persona no siente deseos de nada más que hundirse en su dolor, puede haber apatía para realizar hasta las actividades de rutina como bañarse, comer, salir de casa así como un impacto fuerte en la valoración personal que puede llevar a juicios personales destructivos como “estoy viejo, no soy atractivo, estoy gordo, entre otros.

Es como entrar en un túnel a oscuras donde no ves la luz, donde primero te resulta complejo aceptar lo sucedido, hay resistencia y se suele sentir mucha rabia, lo que hace que la oscuridad sea mayor.

Lo que te puedo asegurar y lo sabes si has pasado por esto, que nadie quiere vivir una situación así porque duele profundo y es muy desagradable, además que el tiempo de duración puede ser largo, no solo para las mujeres porque si bien muchos hombres me han comentado que resuelven con unos tragos y buscándose a otra, esto termina siendo un paño de agua tibia que no resuelve el dolor y que lamentablemente puede dañar a otras personas que se buscan como consuelo para mitigar lo que se siente.

Pero ¿sabes?, este proceso puede superarse en forma efectiva y mucho más rápida si así lo decides, puede transformarse de esa sensación que el mundo se acaba a un mundo maravilloso espera por mi.

¿Qué hacer ante esa ruptura?

Lo primero es aceptarlo, jugar al arrastrarse y clamar que esa persona vuelva contigo es un triste papel a jugar, que atenta contra tu dignidad y autoestima ¿Mereces eso?, ¡definitivamente no! ¿Qué si es conveniente hacer?

  • Salir del rol de víctima y revisar el ¿para qué?: es desde allí que obtienes importantes aprendizajes para tu presente y para tu futuro.
  • Consciente de lo terrible de ese dolor, entender que no deseas volver a vivirlo y, si bien no hay garantía que no vuelva a pasar, por lo menos si aprendiste la lección sabrás que no ocurrirá con la misma piedra.
  • Entender que la paz es un tesoro que no se negocia, cuyo valor está por encima de iniciar una relación para no sentirte solo.
  • Saber que dar una nueva oportunidad a esa persona que consecuentemente te ha hecho daño es abrir la puerta nuevamente a la experiencia dolorosa y peor aún, hacerla más grande porque a esto se le sumará la rabia contigo mismo de haberlo permitido.

El dolor de la ruptura, como cualquier otro dolor de la vida, es uno de los maestros más poderosos, por eso te invito a verlo con respeto y hasta con agradecimiento porque si aprendes la lección habrás crecido y dado pasos adelante hacia tu bienestar.

El duelo toma tiempo y sobre todo determinación referida al verdadero deseo de superarlo, de entender desde el merecimiento personal que no puedes darle el derecho a otra persona a hundirte y sobre todo que es tu deber levantarte.

Entender que quien ama no te hace daño

Que como dice el dicho quien quiere besar busca la boca

Que si el orgullo es grande el amor es débil

Que al amor es certeza

Que al amor hace bien

Que el amor da paz

Liliana Castiglione

Liliana Castiglione

Psicóloga. Magister en relaciones Industriales mención Recursos Humanos. Conferencista.
Autora del libro "Amores en tiempos de Internet"
Liliana Castiglione

Latest posts by Liliana Castiglione (see all)

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras