MCKLOPEDIA: “LA MÚSICA ES UN TRABAJO DE CONSTANCIA, DE PERSEVERANCIA.”. POR MARÍA ALEJANDRA RIVAS

Por María Alejandra Rivas 

 Ramsés Meneses ya no es el chico que vivía protestando y diciendo que no le interesa si no te gusta el graffiti, ahora con una visión del mundo distinta – quizás por el nacimiento de su hijo o sólo porque el tiempo ha pasado-, está buscando hacer música para quienes realmente quieran oírlo, por lo que de manera inteligente se codea con los grandes músicos que conforman su banda “MCKLOPEDIA”:  Enrique Pérez (bajista), Arturo Soto (guitarrista), Simón Hernández (baterista), Eddie Cisneros (tecladista), Rafael Pino (percusionista) y Ramsés Meneses (cantante) en la cual  fusionan géneros como el Soul, R&B, Funk, Jazz, Hip Hop, New Age, Reggae y ofrecen un estilo distinto a todo el movimiento artístico dentro de la música alternativa.

 

Guayoyo en Letras: Y allí frente a la puerta veo a un chico con camisa blanca con un estampado op art, lentes oscuros, jeans y zapatos deportivos, con nuevo corte de cabello y un poco serio. Lo invito a pasar a la sala de entrevistas y le ofrezco jugo o agua, prefirió jugo, para mi suerte era Yukery de manzana que por su reacción me di cuenta que era su preferido, ya todo el ambiente cambió y se rompió el hielo… ¿Estás molesto?

Ramsés Meneses: No para nada… (Risas)

 

MCKLOPEDIA-BANNERS4

 

G.L.: ¿Quiénes son MCKLOPEDIA? ¿Cómo se forma la banda?

R.M.: Somos una  banda muy bien fusionada,  todo comenzó cuando conocí a Enrique (bajista) luego de una presentación de Chino y Nacho en Los Dos Caminos, estuvimos conversando y nos entendimos totalmente, gracias a él llegué a todos los demás.

Puedo decir que conocerlo fue una bendición en mi vida, total, irrefutable, intocable, porque es uno de los mejores ejecutantes de su instrumento en el país  y a dónde va la gente queda atónita, eso mismo hizo que los músicos que lo rodearan y que terminaran siendo parte del proyecto fueran de ese mismo nivel de calidad, porque evidentemente cuando la gente es muy buena en algo termina codeándose con gente similar, es una ecuación que no se le da mucha vuelta, estar con la excelencia te llega solo.

Tuve la suerte de que esa relevancia e importancia de mi trabajo se mantuviera y eso me llevo a Enrique y Enrique me llevó a todos los demás.

 

G.L.: ¿Qué ocurrió con Séptima Raza? ¿Qué queda de ella?

R.M.: En Séptima Raza somos  4 y la forma de trabajar de cada uno es distinta, las personas que dirigían el  grupo, es decir, Mauricio Gómez (Deza) y yo, decidimos hacer proyectos solitarios. La gente cree que porque tenemos proyectos solistas ya no estamos juntos o que no nos comunicamos, pero no es así, el está haciendo Solo Soul y yo estoy haciendo MCKlopedia, mi tiempo esta full con mi proyecto, además son cosas distintas, formas musicales distintas pero en lo que todo este establecido pretendo retomar Séptima Raza.

G.L.: Cuando surge Séptima Raza vienen con una propuesta de “Hip Hop Consciente” ¿eso fue una estrategia para llegar al público que venía oyendo rap violento?

R.M.: La idea de ponerle “rap consciente” a lo que hacíamos fue de Mauricio pero éramos muy inmaduros, igual que las personas que hacían otro tipo de rap en ese momento.

Yo creo que fue una tontería ponernos en ese momento de la historia con distancias de que “tú haces este tipo de hip hop y yo este otro, entonces como tú vives en el barrio y yo en un edificio, no puedo hacer hip hop”, al final fue mucho ego de todos.

El hip hop es un género musical  que es muy autobiográfico y no podíamos engañarnos a nosotros mismos diciendo que hacíamos Gangsta Rap, porque no era la realidad que vivíamos, pero dentro de eso, además de no vivir esa realidad, fuimos críticos con la nuestra y siento que no estuvo bien, ahora no concibo que tenga el poder para decir qué música está bien o mal hecha, o qué es éticamente correcto o no, cada quien puede hacer lo que quiera, pero en ese momento surgió así.

De todo ese proceso nacieron tres discos: Positiva-Mente, Septimiento y Rebelión, cada uno menos inocente y más contestatario que el otro. Los primeros dos fueron muy inocentes pero Rebelión fue mucho más oscuro debido a que uno va madurando, te vas haciendo viejo, vas perdiendo el miedo a las cosas y todo eso va haciendo que tu música cambie.

G.L: ¿Qué ha pasado con De La Raíz Recordz?

R.M.: No sé si estoy autorizado para decir esto pero De La Raíz Recordz está prácticamente disuelta a nivel operativo. La base de ese proyecto es Deza, él está haciendo Solo Soul y es difícil darle órdenes a un grupo de 20 personas con iniciativas y pensamientos distintos. La ideología de De La Raíz permanece y los que son o fueron parte de ella siguen nombrándola, pero operativamente por diferencias entre Mauricio e integrantes del grupo, se disolvió De La Raíz.

Yo me aparté mucho del proyecto, ellos son mis hermanos y nos vemos de vez en cuando pero yo no era en parte nada, las cosas necesitan un líder y unos objetivos, sino no se puede avanzar. Todo el mundo quería hacer algo en particular y al final no había un liderazgo que mantuviera el orden, cuando una persona es líder en algo, necesita que a quienes lideriza acaten lo que dice y esto no tiene que ver con quién es más importante. La idea es que la gente crea en tu liderazgo y así poder llevar un orden de las cosas.

G.L.: Como músico ¿qué piensas del actual auge musical en Venezuela?

R.M.: La época dorada de la música en Venezuela fue en la década de los 80’s por el tema del apoyo disquero, luego en los 90’s aparece la piratería y mueren los sellos disqueros lo que genera una baja en la formación o exposición de bandas.

Hoy en día siento que hay muchas bandas porque hay gente que tiene la suerte de no vivir de la música, entonces eso hace que puedas dedicarte a ella tranquilamente. Cuando se vive de la música empiezas a tener problemas que evitan que tu libertad para componer y hacerla sea plena.

De hecho, ni siquiera es ahora que hay muchas bandas, yo creo que las bandas se estaban preparando desde hace 3 y 5 años atrás, estaban peleando para hacer cosas, pero ese es el tiempo que ha pasado para que tomasen “relevancia” y entre comillas. Es un momento muy interesante en el que muchas bandas están trabajando, la gente está “apoyando” también entre comillas.

Eso vendría siendo por el lado positivo, pero por el lado negativo Venezuela sigue siendo bastante pobre en cuanto a difusión de música alternativa y sigue siendo pobre en cuanto a culto a las bandas, ya que la forma en que se gesta nuestra influencia musical hace que la música aquí se queme muy rápido, y eso la gente no lo ve, no lo estudia,  pero en el fondo es un fenómeno que en el subconsciente queda marcado.

 

MC Klopedia 3

G.L.: ¿Piensas entonces que hay un problema en cuanto a la difusión y aceptación de la música alternativa?

R.M.: La mayoría de los artistas comerciales de hoy en día queman su música muy rápido,  porque buscan el entretenimiento de la gente y entonces cuando te adentras en la música alternativa cualquiera las agrupaciones, hasta la más efímera tiene un contenido más profundo dentro de sus discos, pero a la gente le gustan las cosas fáciles, la gente no quiere detenerse a pensar mucho en el contenido de la música. La mayor prueba de esto es que por ejemplo dentro de nuestro disco las canciones que más le gustan a la gente son las que contienen letras más digeribles, más simples, más sencillas como: Adoro, Guardián, Lo que tú quieres que sea, pero por lo menos, En nombre de los extintos, El amor ha muerto, Fantasma, son canciones un poco más fuertes y la gente esquiva eso.

Siento que falta mucho todavía para que las bandas venezolanas estén donde deberían estar.  Más el público no tiene culpa de esto. Siento que lamentablemente la sociedad venezolana se ha convertido en una masa muy fácil de manipular.

G.L.: El hip hop está siendo parte de este auge musical ¿cuál crees que sea la razón?

R.M.: Porque dentro del subconsciente hay un fenómeno que es que a la gente le encantan los mártires, a los latinoamericanos les encanta un mártir, un Ché Guevera, un Jesucristo, una persona martirizada, castigada, las novelas nos enseñaron eso, a sentir amor por figuras martirizadas y castigadas.

Ahora hay gente que hace hip hop que son muy buenos, pero que van orientados a hablar de su realidad como una realidad castigada, martirizada y eso a la gente le gusta, porque pueden sentir lástima por alguien, pueden pensar o creer que su realidad es mejor que la de esa persona que se expone.

 

G.L.: ¿Cómo están los preparativos de la gira de “Superlirical”?

R.M.: Estamos trabajando muy muy duro en eso, pero ha sido difícil, realizar una gira es una gran inversión, para hacerla tienes que hacer unos pasos previos que logren que la gira tenga una repercusión capital positiva ya que nadie quiere perder.

La popularidad de tu banda es totalmente relativa, ya que una cosa es lo que la gente crea que pase de tu popularidad y otra muy distinta es que realmente pasa, porque si no eres capaz de capitalizar tu popularidad sencillamente las bandas dejan de existir, lo que hace que una banda sea sustentable es la gente. Hacemos las cosas por amor a la gente, al público, porque hemos tocado en sitios en lo que económicamente no nos favorece, pero nos debemos al público, lo hacemos por ellos.

 

G.L.: ¿Has pensado en hacer arreglos que hagan de “Superlirical” un disco que suene distinto al actual?

R.M.: Ya va a pasar, ya está pasando, por allí hay un planteamiento de hacer unos remixes de 7 temas del disco.

La música es universal y la gente le da como otro toque, otra idea, pero lo que si veo difícil es que tengan más repercusión y si es así sería una gran sorpresa, de hecho estoy intentando hacer con Guardián una versión en joropo, estoy viendo cómo lo hago, pero es uno de los planes, porque es un tema de cómo entrar en otro público, los llaneros no van a escuchar mi disco entero ni de broma, capaz los hijos sí pero sería fino escuchar uno de mis temas en una camioneta de gente  con unas vacas, hay que buscar la manera de que les guste.

G.L.: ¿Por qué grabaste el video de “Lo que tú quieres que sea” en Argentina?

R.M.: Porque allí fue donde se produjo “Superlirical”, tuvimos la oportunidad y utilizamos el territorio, si estas buscando hacer algo diferente tienes que aprovechar el espacio donde estés, en Venezuela han ido a grabar videos muchos artistas justamente por los espacios que tenemos.

 

MCKlopedia frente al público…

G.L.: MCKLOPEDIA con “Superlirical” ganó un nuevo público, más comercial y esto trajo como consecuencia cierto desapego del público que te conoce desde tus inicios ¿Qué piensas de todas estas situaciones?

R.M.: Yo estoy tratando de hacer música para todo el mundo, queremos poder comunicar lo que pensamos a través de nuestra música.

Es cierto que sí existe un público que es más underground y evidentemente no le gusta todo este tema del nuevo público que supuestamente viene y sabe de alguna banda por esnobismo, pero yo quiero que me oigan todos.  Yo quise hacer algo distinto porque quería eso, convulsionar a la gente. Decidí hacer un disco distinto y todos los discos lo van a ser más y más ¿Por qué voy hacer lo que público quiere que haga? O ¿Por qué me voy a conformar con ser  parte de un grupo social para sentirme en un lugar común? Puedo hacer lo que quiera, lo que me interesa es que la gente me oiga, que todo el mundo oiga lo que hago.

Mucha gente piensa que yo me convertí en un artista comercial, pero yo digo que si yo quisiera ser un artista comercial lo sería, si yo quisiera ser un artista comercial ni siquiera estaría en Venezuela. Si sé que tengo el potencial para hacer lo que me dé la gana no hubiese hecho un disco de rock, ni con un cuatro, hubiese hecho un disco de música electrónica como Pitbull y se acabó, me meto en un gimnasio, cambio mi imagen y pateo a la gente, tengo cómo hacerlo y no lo he hecho.

G.L.: Entonces ¿En este disco hiciste justo que querías?

R.M.: Aquí no puedes hacer sencillamente lo que tú quieras, porque esto no es Europa, ni EEUU, que aparece The Cure, Marilyn Manson, The White Stripes, The Police, Interpool, The Beatles, The Rolling Stones, que hacen lo que les da la gana, porque a la gente le gusta eso, la gente compra música, hace culto a la bandas, aquí no, como no lo hacen, no puedes hacer lo que quieras, por ese mismo fenómeno existe la música comercial.

En este disco si me comidieron un poco, pero en el próximo si voy hacer lo que yo quiera, no me voy a detener en nada, porque estoy más agotado y más viejo, cuando te haces viejo te quedan mañas y cuando tienes mañas ya no te importa nada. El día que deje de importarte morir, no te importa nada y no sé que hasta qué punto no me importa morir pero voy en ese camino de desapego hacia lo que me importa o no me importa, creo que al final dónde, cómo, con quién estés, bajo las circunstancias que estés vas a perecer.

mcklo

G.L.: Siento que caes en una dualidad, porque te oigo hablar de que al público se le complace pero luego me dices que vas hacer lo que tú quieras…

R.M.: Yo no soy una dualidad, soy muchas dualidades. Soy una persona extremista, súper dual en todo, aunque ahora esté de moda la bipolaridad, la tripolaridad, la cuatripolaridad, pero yo soy así, o es blanco o es negro, soy muy poco tolerante con las medias tintas, aunque me lo calle, aunque acepte cosas y no diga “esto me parece una total y completa basura, y estoy en desacuerdo total”, pero bueno me hago el loco, pero no lo acepto, y eso tampoco es bueno porque a veces se me salen imprudencias y le hago daño a la gente sin querer, o queriendo…

Y sí, es verdad, pero dentro de lo que la gente quiere que haga puedo hacer lo que yo quiera, con los métodos correctos puedo hacerlo.

G.L.: Esta pregunta la formula uno de tus seguidores: ¿Qué piensas de las personas que lo único que le gusta de MCKLOPEDIA son las improvisaciones?

R.M.: Que está bien, ¿qué voy a hacer? Si eso es lo que les gusta, en el show hay improvisaciones para que vayan a ver. Si no les gustan mis canciones ni modo, no puedo obligarlos, al final mis canciones son improvisaciones reestructuradas en forma de canciones, yo no tengo un método de escritura distinta a cómo improviso, como escribo improviso, es lo mismo. Solo que hay otra tónica, otra idea, pero es lo mismo, o muy parecido. Pero no podría hacer un disco sólo de improvisaciones, por ejemplo, porque hasta los más fieles de eso se fastidiarían  de escucharme una hora improvisando.

 

MCKLOPEDIA internacional…

G.L.: ¿Cómo han sido esas experiencias con artistas internacionales? ¿Cómo han sido esas relaciones y que han dejado en ti?

R.M.: Con los que he compartido tarima no son artistas que me ha escuchado siempre, muchas veces son otras personas que les hablan a ellos de mí y por allí llega el contacto.

Es muy distinto compartir tarima con alguien y otra es vivir su realidad, yo intento en lo posible de que con los pocos músicos con los que me relaciono, vivir su realidad, y que ellos sean parte de la mía más allá de compartir tarima, porque me parece un poco efímero. Prefiero ser amigo de pocos y tener una buena relación con la gente, que caerle bien a todo el mundo y al final no ser amigo de nadie.

En el concierto con Tote King nosotros nunca hablamos de que yo me iba a montar, alguien le ha dicho algo sobre lo que yo hacía y yo en broma le dije “¿me monto contigo en tarima?” y él en seguida dijo que eso iba a ser así. Con Cultura Profética fue hace cinco años que nació la amistad, ya tienen un montón de tiempo viéndome, ya son mis amigos, entonces ya las cosas cambian. Con Rapsusklei me quedé en su casa, comí en su casa, ensucié su casa, entonces ya la relación cambia mucho.

G.L.: ¿Qué puedes contarnos del proyecto “El Octavo Músico”?

R.M.: El Octavo es un programa de televisión que produce nuestro sello disquero D.P.G., nosotros no hemos empezado todavía hacer El Octavo, hicimos los primeros pasos, pero no hemos empezado seriamente a hacerlo, hay que esperar un poco. La idea de El Octavo Músico es juntar músicos de otro país y hacer un tema con ellos y nosotros no hemos salido del país, seguramente cuando salgamos lo hagamos.

 

MC Klopedia 2Ramsés Meneses en cinco géneros musicales…

 

Rock: tocaría en Muse

Reggae: tocaría con Bob Marley & The Wailers

Salsa: tocaría en la Fania o la Dimensión Latina cuando estaba Oscar D’ León

Música criolla: haría El Tamunangue

DJ: sería como David Ghetta, todo glam, con un poco de luces y mujeres en bikini… (Risas)

(Visited 510 times, 1 visits today)

Guayoyo en Letras