El decadente universo cinematográfico del superhéroe

superheroes_01

En el año 2014, luego del estreno del film “Birdman”, el director Alejandro González Iñárritu se refirió a las películas de superhéroes como un “genocidio cultural” debido a los mensajes que intentan enviar y  por aparentar ser más complejas de lo que en realidad son, también añadió que «a veces me divierten porque son básicas y simples y van bien con las palomitas«, frase que pudo ser interpretada como sarcasmo.

¿A qué se refería Iñárritu con “genocidio cultural”?, tal vez fue muy duro en sus palabras pero, es posible que tuviera algo de razón en su dura crítica.  Después de aquella declaración se convirtió inmediatamente en una gran polémica, pues para la fecha el género estaba en su máximo esplendor, de hecho, varios famosos no dudaron en responder, entre ellos están Robert Downey Jr (quien le da vida a Iron Man) y Ben Affleck (quien interpreta al Batman más reciente), los cuales intentaron defender ese género al que mediante sus actuaciones le dan vida.

Para entender la situación es importante evaluar varios puntos que definen el contexto de aquella declaración.

Desastre tras desastre

Desde sus inicios, las películas de superhéroes no han resaltado (sin contar una que otra excepción) dentro de la industria, en sus comienzos casi ninguna cinta lograba destacar, la mayoría se estancaba quedándose en la mediocridad que sin importar lo mala que fuese podía seguir generando millones de dólares de una manera sencilla, quedando en el estrato más bajo del cine

Una buena compra  

maxresdefault-1

En el primer momento que Disney compró los derechos de los estudios Marvel (una de las mayores compañías productoras de comics) se puso en marcha para materializar un proyecto mucho más ambicioso de lo que estábamos acostumbrados a ver, le dieron forma a un gran “universo expandido”, donde cada película estaría conectada entre sí para crear una historia general, todo dividido en fases, siendo la primera película estrenada en el 2008 (Iron Man).

Este proyecto explotó cuando vimos por primera vez una gran película donde se combinaban 5 personajes icónicos diferentes, “Avengers” estrenada en el 2012 desató definitivamente el género: una nueva gallina de los huevos de oro había sido descubierta.

Al notar las masivas ganancias no dudaron en expandir aquel universo, por año vemos en las carteleras por lo menos 5 películas de Superhéroes de diferentes franquicias, además de toneladas de mercadotecnia alusiva, ¡inclusive tenemos cintas confirmadas hasta para dentro de 8 años!, todas formando parte de la misma línea argumental. Esta explotación excesiva se está empezando a sentir en la producción de sus películas, ya se puede notar como empiezan a seguir un patrón predecible y a desarrollarse mediante guiones bastante mediocres.  

El archienemigo no se queda atrás  

maxresdefault-2

Marvel Comics y Dective Comics (DC) tienen una larga historia de rivalidad entre ellos por la supremacía de la empresa máxima de los comics, siendo el mundo cinematográfico el nuevo ring de pelea. DC tenía una mala fama por hacer adaptaciones nefastas de sus personajes, varios de los títulos que encarnan las peores películas del género son de  Dective.

Sin embargo, tienen el honor de que en el año 2005 una trilogía de Batman, uno de los personajes más populares de la compañía, se formó bajo la dirección del aclamado director Christopher Nolan, las cintas obtuvieron una gran aceptación por la crítica e incluso obtuvieron un Oscar gracias a la extraordinaria actuación de  Heath Ledger como el Joker, algo impensable para un largometraje de superhéroes.

Pero como todo lo que sube tiene que bajar el estudio decidió tener su propio universo cinematográfico, en el 2016 estreno “Batman v Superman” un film que fue aborrecido por la crítica. El destino de su segunda película fue mucho peor, “Suicide Squad” llega mostrándonos a unos villanos para nada malvados, una historia cliché y un desastre de edición, una catástrofe que fue duramente sentenciada por la crítica, una completa decepción para los fans.

Un inicio apresurado, saturado de varias historias dispersas, mala preparación y poco tiempo de producción ha logrado que el universo cinematográfico de DC sea bastante deficiente, comparado con su gran rival.

Una muerte anunciada 

bigtmp_67

Durante los años 50 ocurrió un fenómeno similar al que estamos viviendo con los superhéroes, los Westerns (“películas de vaqueros”) eran muy populares, tanto, que las productoras saturaron las carteleras con decenas de títulos del mismo estilo, progresivamente el público dejo de sentir interés y los westerns simplemente pasaron de moda, de todas esas películas que saturaron a la audiencia solo un pequeño grupo selecto logró superar la prueba del tiempo, ¿algo similar le espera a los populares superhéroes?   

Reflexión final 

Luego de esta gran introducción volvemos al comentario de Iñárritu, ¿el cine de superhéroes es un genocidio cultural?, tal vez, ¿por qué?, primeramente adaptar la historia de un comic es realmente complejo, a diferencia de lo que popularmente se conoce las historias, tanto de Marvel como las de DC, son muy complejas, adultas, criticas de la sociedad y con mucha violencia, características que no vemos reflejadas en el universo cinematográfico, lo cual evidentemente es un desperdicio.

Disney es una empresa que realiza cintas de una índole familiar, es por ello que no va a matar al personaje favorito de un niño, haciendo mucho más simples las historias y reduciéndolas a un mundo más alejado del objetivo que los comics plantean, incluso antes de Disney ya era algo que se venía haciendo, pues los niños son grandes compradores de mercancía.

En el año 2016 fue estrenada la adaptación de una de las mejores historias jamás contadas por Marvel, “Civil War”, aunque entretenida la película, no logró reflejar para nada lo que el comic relata, es cuando se puede notar una gran intencionalidad de ganancia monetaria, reventar las taquillas a base de historias ridículamente simples, que siguen los mismos patrones y pocas veces transmiten los mismos objetivos argumentales de sus historias originales.

El ámbito adulto es un sector poco explorado por el género, Warner junto a Christopher Nolan llegaron muy lejos interpretando historias como “The Killing Joke”, porque sí, al ver “Batman: El Caballero de la Noche” es inevitable establecer la conexión con una de las novelas gráficas más importantes de Dective Comics, logrando convertirse en una de las mejores películas de superhéroes.

¿Cómo es posible para un estudio hacer buenas películas si están en un proyecto tras otro sin parar?, ¡sabemos cuáles serán las próximas cintas que serán estrenadas en hasta dentro de 8 años!, los estudios no se detienen, saben que es dinero fácil, aunque poco a poco pierdan su calidad y se despeguen de su propósito original: traer buenas historias, debería ser una ofensa para los fans ver como las novelas gráficas son explotadas de una manera tan superficial, dejando oculto todo un trasfondo de genialidad como lo son las tramas que los comics nos plantean.

No malentiendan, disfruto mucho de estas películas pero realmente es una lástima que el género no sea explotado a su máximo potencial. Nos queda ir al cine con nuestros hijos, primitos o sobrinitos a disfrutar ese mundo tan espectacular que les causa tanta ilusión, pasar un buen momento buscando el más simple entretenimiento no le hace daño a nadie, ¿o sí?

Ana Daniela Valero
Últimas entradas de Ana Daniela Valero (ver todo)
(Visited 566 times, 1 visits today)

Guayoyo en Letras