Reinventarse o morir

reinventarse-o-morir

Mis queridos lectores, continua el proceso de la lucha por el rescate de nuestro país, proceso que algunos ven con optimismo y otros con resignación, pero independientemente de la óptica que cada quien tenga, lo cierto es que la vida nos ha cambiado en forma contundente, la crisis nos arropa y cada vez con más fuerza y, las emociones se tornan un revoltillo.

El conseguir los recursos para poder sobrevivir se torna cada vez más cuesta arriba, la canasta alimenticia continua su ascenso y lo egresos comienzan a parecer un tsunami frente a los ingresos que tenemos, de modo que la angustia parece apoderarse cada vez más del corazón de los venezolanos.

Con una energía baja no se puede prosperar, tenemos que elevarnos, empoderarnos con alta vibración y para eso se requiere pasión y la pasión viene cuando hacemos lo que amamos, es decir cuando usamos nuestros talentos y además dentro del marco de nuestros valores y al servicio de los demás.

No podemos de momento transformar la realidad exterior pero si podemos transformar nuestro mundo interior y desde allí modificar todo. Podemos, eso sí,enfocarnos en lo que queremos y dejar de pensar en lo que no queremos para así restarle fuerzas, ya sabes, en lo que nos enfocamos se expande.

Pasa algo curioso en la vida: cuando uno se niega a aceptar nada que no sea lo mejor, muy a menudo lo consigue. W. SOMERSET MAUGHAM

Es muy importante el mantener un estado emocional positivo, tus emociones no ocurren al azar, ocurren por la connotación que le das a las cosas, eres tu que te dices cosas, eres tu quien pone el drama o la felicidad y es por eso que ante situaciones similares las personas actúan en forma diferente porque deciden sentir en forma diferente; puedes decidir deprimirte bien sea por costumbre (muchas veces es así) o porque decides calificar lo que te ocurre como algo deprimente, pero, pudieras enfocarlo diferente, es decir, puedes “crear tus estados emocionales”

En este momento y siempre, te invito a que no te quedes anclado(a) en la desesperanza, que decidas creer con la mente y con el corazón que puedes superar cualquier situación si te conectas con la fe y trabajas con pasión con tus talentos en aquello que sueñas ser, y te pregunto ¿sabes lo que quieres ser o a dónde quieres llegar? No vale decir sí ¿Pero cómo? Olvídate por favor por un momento del entorno, define lo que quieres ser y ve tras ello, hay gente lográndolo sin importar el contexto, ¿por qué tu no?, tienes tus talentos, distintos de los otros probablemente, pero no por ello menos útiles.

Recuerda que el éxito se obtiene a través del servicio a los demás, si eres útil creces, y por favor, enfócate en tus valores, recuerda que estos no se negocian.

Sal del montón, no eres ganado para andar en manada, define tu norte, traza tu camino, levántate de las caídas sin frustrarte, puede que sea más fuerte en los momentos actuales pero no por ello imposible…lo posible y lo imposible lo determina cada persona y piensa en esto…. ¿sabes la gloría de lograrlo aún en condiciones adversas?

Trabajar emociones de bienestar, de amor, de restar drama y sumar certeza y sobre todo de entender que el éxito no es casual, que la llamada suerte no existe, que lo que existe es la magia que habita en ti y solo tú puedes liberarla.

Hoy te invito a enfocarte en desarrollar la mejor versión de ti, en lo que quieres lograr en tu vida, en progresar más que quedarte en la queja y en la paralización que produce el mantenerse desde la angustia y la queja de una Venezuela donde creemos que no hay más nada que lograr.

Sea en Venezuela o en cualquier parte del mundo puedes triunfar si te diriges a ese camino, y recuerda, pensar en lo que no quieres, quedarte en la queja no es el camino, por lo menos no el que te mereces para ser feliz.

Liliana Castiglione

Liliana Castiglione

Psicóloga. Magister en relaciones Industriales mención Recursos Humanos. Conferencista.
Autora del libro "Amores en tiempos de Internet"
Liliana Castiglione

Latest posts by Liliana Castiglione (see all)

Comentarios

Comentarios

Guayoyo en Letras